El pacto

pactoEl “proceso catalán” es un tema realmente complejo, muy difícil de analizar desde una perspectiva simple, pues son muchos y muy variados los factores a tener en consideración. En cualquier caso, estoy convencido de que este tipo de conflictos, en menor o mayor grado, están relacionados indefectiblemente con factores identitarios y, por ese motivo, alejan a las personas de una perspectiva global e integradora de la humanidad que consiga superar las doctrinas románticas y, en buena medida, narcisistas y excluyentes, propias de la ideología nacionalista. No obstante, una vez más, quiero aclarar que sobre este tema, cuando hablo de “nacionalismo” lo hago en un sentido amplio, refiriéndome tanto al nacionalismo catalán como al español.

Para solucionar este conflicto, en cualquier caso, lo lógico y deseable sería abandonar las posiciones intransigentes y alcanzar algún tipo de acuerdo que satisficiera lo máximo posible a ambas partes pero, lamentablemente, parece ser que esto hoy por hoy esto no es posible. Y como ya comenté en algún post anterior, el gobierno del Estado debería tomar cartas en el asunto cuanto antes para permitir desbloquear la situación y rebajar la tensión. Lo deseable, finalmente, sería aceptar el hecho básico de que todos los ciudadanos tienen completo derecho a decidir democráticamente sobre todas las cosas que les atañen y en este caso particular, debería garantizarse a los ciudadanos catalanes, de alguna manera, el ejercicio al derecho de autodeterminación, si así lo desean.

Realizadas estas advertencias previas, quiero avisar desde ya que las reflexiones que a continuación realizaré sobre los últimos movimientos políticos en Catalunya (como es natural y a pesar de mis esfuerzos) estarán totalmente impregnadas de mi interpretación subjetiva de la realidad y de mi desapasionamiento en cuestiones relativas a patrias y banderas. Y es que, aunque, entiendo perfectamente el sentimiento de afecto hacía el propio país y cultura e incluso lo encuentro de lo más normal, pienso que los seres humanos debemos trascender en medida de lo posible nuestra limitada visión de la realidad, para ir más allá en la comprensión del mundo. Aún así, insistiré una vez más en que una percepción de la realidad integradora del ser humano puede conseguirse igual en la España actual que en una Catalunya independiente.

Como todo el mundo sabe, el president de la Generalitat, después de llegar a un acuerdo a puerta cerrada con el líder de la ¿oposición? Oriol Junqueras y también con las portavoces de la ¿sociedad civil? Carme Forcadell (Assemblea Nacional Catalana) y Muriel Casals (Òmnium Cultural), ha anunciado de forma solemne la fecha definitiva en la que tendrán lugar las elecciones catalanas anticipadas: el 27 de septiembre de 2015. Elecciones que muchos se empeñan en darles un carácter “plebiscitario” y que otros muchos se esfuerzan enormemente en desmentirlo. Dicha fecha, por cierto, coincide con el 1r aniversario de la firma del decreto de convocatoria de la consulta del 9N dando lugar, de este modo, al inicio oficial de la campaña electoral el próximo 11 de Septiembre. Efemérides, lógicamente, de lo más épicas desde la perspectiva del catalanismo.

que-Bel-no-Mas-Junqueras_ARAIMA20150118_0022_17

Ahora bien, lo cierto es que la campaña independentista “oficial” hace ya bastante tiempo que transcurre… Como mínimo desde la masiva manifestación del 11-S a favor de la independencia de 2011 organizada por la ANC, después de la escenificación del fracaso del “pacto fiscal” que tuvo lugar poco antes entre Rajoy y Mas. Diada que, por otra cabe recordar, tuvo lugar pocos meses después de la famosa concentración en Junio alrededor del Parlament en contra de las medidas de recortes y de rechazo de los presupuestos de la Generalitat y que “obligó” a Mas a acceder a la cámara desde un helicóptero de los Mossos d’Esquadra. En cierto modo, resulta de lo más curioso comprobar hasta qué punto puede cambiar socialmente la percepción sobre la realidad…

Pues bien, bajo mi punto de vista ha quedado claro que en este pacto entre los dos dirigentes ha pesado mucho más los intereses particulares de cada uno de los partidos implicados en la negociación que cualquier otra consideración. Es decir, la disputa por el poder en un futuro próximo ha sido el verdadero hilo conductor en este “tira y afloja”. La apuesta de Mas era clara: elecciones con lista unitaria, que se traducía básicamente un pacto entre CiU y ERC, con la justificación de que era necesario mostrar “al mundo” (¿?) un resultado claro a favor de la independencia de Catalunya ya que, según él, de otro modo el resultado electoral podría dar lugar a diversas interpretaciones. Lo cierto es que, de esta manera, tal y como yo lo veo, Mas se aseguraba no aparecer derrotado en una futura contienda electoral, sino que al contrario, reforzaba aún más de esta manera su liderazgo. Por otro lado, la propuesta de Junqueras reclamaba elecciones con listas separadas antes de las municipales de Mayo. Y para ser justos, la verdad es que siguiendo un razonamiento exclusivamente independentista, después de un 9N que no sirvió en modo alguno para resolver los intereses soberanistas, parece que lo más lógico era no dilatar demasiado la convocatoria electoral. Ahora bien, también es cierto que este hecho parecía beneficiar claramente, al menos a priori, a los intereses de ERC que podía aspirar a superar a CiU como primera fuerza política catalana por primera vez desde la instauración de la democracia.

Por otra parte, otro factor a tener en consideración para entender la motivación de ERC en que las elecciones catalanas se produjeran antes de las elecciones municipales de Mayo era, principalmente, evitar que la previsible irrupción de nuevas formaciones políticas con discursos eminentemente sociales, pudiera abrir una brecha al actual discurso nacionalista oficial hegemónico y, por lo tanto, repercutir en el devenir de “la hoja de ruta”.

Como resultado de todo esto, también es interesante destacar, cómo formaciones impulsoras del derecho a la autodeterminación como ICV o la CUP (ésta última claramente independentista) han sido relegadas a un segundo plano por las dos formaciones políticas mayoritarias en Catalunya, al menos desde la óptica de los grandes medios de comunicación.

En este tira y afloja, en un primer momento parece que Junqueras contra todo pronóstico sale ganador del duelo, puesto que aborta con éxito el pseudo-chantaje de Mas de únicamente convocar elecciones si ERC se comprometía con la lista única, y aspirará de este modo a relevar a Mas al frente de la Generalitat de Catalunya. Ahora bien, a cambio debe pactar con CiU el mismo programa electoral en lo que se refiere a la cuestión independentista y, sobretodo, cede en lo relativo a la fecha de los comicios… Que no es cosa menor, teniendo en cuenta los postulados que defendía tando la propia ERC como la ANC, Òmnium Cultural y, también, la CUP respecto este tema.

Y es que CiU no sale ni mucho menos mal parada de este acuerdo ya que consigue seguir gobernando plácidamente con el apoyo de ERC y (entre otras cosas aprobar unos presupuestos que hasta la fecha del acuerdo hubieran sido “tumbados”, así como obtener las complicidades necesarias para evitar que, por ejemplo, Mas tenga que comparecer en el Parlament por los casos de corrupción que afectan muy de cerca a su partido). Por otra parte, al convocar las elecciones catalanas después de Mayo, se asegura que la coalición que integra CiU (CDC+UCD) se mantenga intacta de cara a presentar una candidatura unida en las elecciones municipales, salvando así los claros intereses partidistas. Y por último, Mas consigue seguir apareciendo como líder indiscutible del proceso soberanista, al menos hasta finales de septiembre.

Pues de momento, así está la cosa… Lo que está claro es que en Catalunya los próximos meses prometen ser de lo más interesantes o, depende como se mire, de lo más aburridos.

Anuncios
El pacto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s