Circunstancias

Continuamente hacemos valoraciones mentales sobre cosas del estilo “me gusta/no me gusta”, “bueno/malo” y similares. De hecho, quizá la principal característica de los humanos es precisamente ésta: la enorme capacidad cognitiva con la que realizamos categorizaciones de todo tipo. Así pues, en nuestras relaciones personales actuamos de esta misma manera, es decir, analizando y juzgando sin cesar las palabras, actitudes y comportamientos de los demás. Y si bien ésta es una capacidad que en muchas ocasiones nos puede ser de lo más útil, también es cierto que a menudo en lugar de proporcionarnos información de valor, resulta un elemento que soslaya enormemente nuestra manera de comprender al resto.

Ante un acontecimiento determinado solemos juzgar a los demás siguiendo los parámetros lógicos que regulan nuestra propia vida, sin tener en cuenta que probablemente nuestras circunstancias vitales sean muy diferentes de aquéllas en las que se desenvuelven los otros. Inconscientemente evaluamos las acciones ajenas en función de los parámetros propios de nuestra realidad particular, es decir, teniendo en cuenta nuestra historia de vida individual, nuestra red de relaciones sociales y los recursos económicos o de cualquier otro todo tipo que tenemos a nuestro alcance, así como también los obstáculos y elementos adversos con los que contamos en un momento dado. O dicho de otro modo, nos cuesta mucho “salir” de nosotros mismos a la hora de comprender, empatizar, con el otro. Por eso normalmente nos relacionamos con personas que piensan y actúan de manera parecida a nosotros y con las que, “curiosamente” sus circunstancias personales suelen tener también bastantes paralelismos con las propias (clase social, nivel cultural, estado civil y familiar, disponibilidad horaria, etc)

Con frecuencia creo que no tenemos en consideración que los factores externos influyen enormemente sobre la toma de decisiones y que estos factores pueden ser radicalmente distintos entre personas diferentes, por lo que, sin pretenderlo, muy a menudo podemos caer en juicios de valor irresponsables o, simplemente, erróneos o equivocados sobre las actitudes, acciones o motivaciones ajenas.

Por otro lado, este tipo de interpretaciones, habitualmente, sólo sirven para alimentar nuestro ego al auto-posicionarnos por encima de los demás, normalmente a un nivel moral. Ahora bien, también puede servir para dañar nuestra autoestima si consideramos que nuestro comportamiento o manera de sentir o proceder está por debajo de la mostrada por las personas con las que nos comparamos.

De la misma manera que, como dijo Ortega y Gasset, «Yo soy yo y mi circunstancia», el otro también es él y su circunstancia. Con esto no pretendo relativizar en exceso la importancia que tienen las acciones individuales ni insinuar, tampoco, que no existan maneras de sentir o actuar que puedan ser, objetivamente, más deseables que otras (básicamente aquéllas que producen felicidad son mejores que aquéllas que provocan sufrimiento), pero sí que pienso que es importante que no nos dejemos arrastrar por las frágiles apariencias que en un primer momento nos muestran nuestras percepciones mentales sobre los demás y, admitir que, a menudo, no debemos utilizar la misma vara de medir en todo y para todos. Si pretendemos ser mínimamente justos, evitaremos juzgar demasiado y, en cualquier caso, las condenas, siempre, si podemos evitarlas, mejor.

Nuestra libertad está determinada por nuestra capacidad de elección. Y lo máximo a lo que podemos aspirar es a procurar tomar la mejor decisión para nosotros mismos en el momento presente, teniendo en cuenta (o a pesar de) nuestras circunstancias.

Y exactamente lo mismo, es a lo máximo que podemos esperar y desear a los demás.

bifurcación

Anuncios
Circunstancias

Un comentario en “Circunstancias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s